Demaquillante casero, para uso cotidiano

¿Cuantas veces se nos terminó el maquillaje y no supimos como retirarlo? Te proponemos una fórmula para preparar tu propio demaquillante casero, de forma fácil y sencilla, para que no tengas que dormir nunca más sin limpiarte el rostro.

Demaquillante casero, ingredientes

Vamos a necesitar los siguientes ingredientes para preparar nuestro demaquillante casero:

  • 1 taza de agua mineral
  • 1  cucharadas de shampoo para bebes (suave)
  • 1/4 de cucharadita de aceite de coco o de oliva
  • Un recipiente hermético

Demaquillante casero, preparación y modo de uso

Vamos a colocar los ingredientes en un bol, y mezclarlos hasta obtener un líquido homogéneo. Luego con ayuda de un colador verteremos el contenido obtenido dentro de un recipiente hermético.

Es muy común que luego de un tiempo el aceite se separe del agua. No pasa nada. Solo alcanza con agitarlo para que se vuelvan a unir los ingredientes, antes de utilizarlo.

Modo de uso: Con ayuda de un disco de algodón, aplicar retirando el maquillaje hasta obtener un rostro limpio. Se puede aplicar en la zona de cotorno de ojos. Enjuagar con abundante agua tibia luego de su aplicación, y continuar con la rutina de limpieza cotidiana.

Es un demaquillante casero suave, que se puede utilizar todos los días, sin dañar la piel. Los componentes del aceite de coco, o de oliva, además de limpiar profundamente, hidratan y cuidan la piel del rostro.