Como hacer venecitas con botellas de vidrio

Con botellas de vidrio de colores, en la comodidad de nuestra casa podemos realizar nuestras propias venecitas de forma fácil y sencilla, para hacer las más variadas manualidades recubiertas con éste material. Toma nota de los materiales, y a poner manos a la obra.

Las venecitas de vidrio nos pueden servir para cambiar el aspecto de una bandeja, para recubrir marcos de fotos o espejos, superficies variadas y muchas otras manualidades.

Como hacer venecitas con botellas de vidrio, materiales

Vamos a necesitar los siguientes materiales para éste proyecto:

  • Botellas de vidrio a elección (cualquier forma y color),
  • Frasco plástico  hermético
  • Agua (cantidad necesaria)
  • Arena (cantidad necesaria)
  • Papel de diario
  • Martillo
  • Gafas protectoras
  • Guantes protectores

Como hacer venecitas con botellas de vidrio, paso a paso

Antes de comenzar a trabajar, es muy importante utilizar gafas protectoras, porque el polvillo del vidrio puede ser muy dañino para nuestros ojos, y colocarnos un par de guantes protectores, para evitar cortes y lastimaduras innecesarias. Luego nos aseguraremos que las botellas que vamos a utilizar para éste proyecto, estén completamente limpias, sin restos de etiquetas, ni adhesivos.

Vamos a tomar varias hojas de papel de diario y envolver cuidadosamente sin apretar la botella de la cual deseamos obtener nuestras venecitas de vidrio. Una vez que tenemos la pieza bien envuelta con mucho cuidado tomamos el martillo, y realizamos golpes secos pero sin hacer demasiada fuerza ( golpes suaves)

Mientras más golpes demos en nuestra botella, más pequeñas serán las piezas obtenidas, asi que debemos pretar atención, como golpeamos el vidrio hasta romper toda la botella.

Como tenemos la botella contenida en papel de diario, cuando la misma esté toda rota, facilmente la podremos verter en el frasco hermético para pulir las piezas que hemos obtenido.

Vamos a preparar en un frasco hermético, una parte de arena con dos partes de agua, y dejaremos suficiente espacio con aire, para poder pulir nuestras piezas. Tomamos las piezas de vidrio obtenidas y las colocaremos allí cuidadosamente sin superar el contenido de arena que tenemos en el frasco. Cerramos y agitamos con fuerza y vigor por 5 a 10 minutos para ir puliendo los bordes de las venecitas de vidrio, y eliminar cualquier borde filoso, para luego utilizarlas sin mayores inconvenientes. Este proceso de pulido lo podemos ir revisando hasta obtener las piezas de la forma que deseamos.

Hecho esto retiramos las piezas de vidrio del frasco, las colocamos en un colador y las enjuagamos con abundante agua para retirar restos de arena. Las dejamos secar al aire libre y ya tenemos listas nuestras venecitas de vidrio para utilizar en cualquier manualidad.