Aceite de oliva para combatir la caspa

El aceite de oliva es reconocido por sus múltiples propiedades, sobre todo para el cuidado de la salud, la piel y el cabello. No solo es un alimento que realza el sabor de nuestras comidas, sino que también nos puede ayudar a tratar y combatir la caspa. Aprende como utilizarlo y libérate de este molesto problema estético.

Aceite de oliva para combatir la caspa, como utilizarlo

Utilizar aceite de oliva para tratar y combatir la caspa resulta muy fácil, y es un proceso natural que te beneficiará.

Vamos a empezar a descubrir esta receta facil humedecer cuidadosamente con agua tibia el cuero cabelludo, para ablandar las escamas de caspa. El proceso de aplicar agua tibia al cuero cabelludo permite que se abran los folículos que se encuentran secos y esto permitirá que el aceite de oliva penetre, nutriendo la zona con todas sus propiedades benéficas.

Estamos realizando un tratamiento para cuidar el cuero cabelludo y la raíz capilar, por lo que deberás poner atención en trabajar meticulosamente sobre ésta zona y no sobre el largo de tu pelo.

Paso siguiente, en una olla a fuego bajo vamos a entibiar el aceite de oliva. No debe recalentarse, solo alcanzar un punto de calor que nos permita trabajarlo sobre el cuero cabelludo para que trate y humecte correctamente la zona.

Colocamos el aceite de oliva tibio sobre la yema de los dedos y masajeamos el cuero cabelludo, mediante masaje circular desde la nuca hacia la frente para favorecer además la oxigenación y posterior circulación sanguínea. Masajea durante 2 a 3 minutos.

Puedes utilizar una mata de algodón para aplicarte el aceite de oliva en el cuero cabelludo.

Una vez realizado el masaje deja actuar durante 30 minutos y pasado este tiempo realiza el lavado del cabello como lo haces de costumbre. Utiliza shampoo y acondicionador.

No utilices secador de cabello, prefiere que el mismo se seque al aire libre. Escurre el exceso de agua con una toalla y deja secar naturalmente.